5 de enero de 2015

Mieres es sin duda el feudo del ciclismo asturiano

El protagonismo de Mieres en el ciclismo nacional.

Avenida José AntoniodeMieres, hoy calle Manuel Llaneza durante una carrera ciclista en el año 1968
El prestigio de las pruebas que se celebraban en el concejo y sus promotores.
Bahamontes en el Batán (Hermanos Antuña de Mieres), en el año 1959.
Cartel de la vuelta ciclista a los valles Mineros en su VII edición en el año 1971.

Mieres es sin duda el feudo del ciclismo asturiano por excelencia aunque paradójicamente no aporta ciclista alguno de relieve, si exceptuamos a Rafael López Amat, de Turón, figura en los años 50 del pasado siglo, y el recientemente retirado Benjamín Noval.
Con chinchonera, el famoso Guillermo Timoner.-3º dcha, en el Batán de Mieres
Por el contrario Mieres tiene un gran protagonismo en la celebración de eventos ciclistas. En este caso es inevitable citar al santo y seña del ciclismo en Mieres y Asturias: Cilio Losa. Losa organizaría a partir del 18 de julio de 1943 el Circuito Nacional de Mieres celebrado tradicionalmente la víspera de San Juan. En la primera edición ya estarían presentes las grandes figuras de la época como los hermanos Delio -vencedor aquel año- y Emilio Rodríguez, Fermín Trueba, Vicente Carretero, José Lahoz, Gándara y los asturianos El Carbonero, Pinzales, Severino Hevia , Laguna etc., en un perfil de circuito netamente urbano de 30 vueltas a La Pasera, El Vasco, La Carolina y La Pasera. Losa organizaría también cinco Vueltas a Asturias en la década de los años 50.
Ciclismo en Mieres, en este caso en el campo de futbol del Batan - Hermanos Antuña.
El circuito de Mieres congregaba en sus calles cada año, por San Juan, a miles de personas. Recuerdo que siendo adolescente en los años 50 me desplazaba desde Felechosa en una época en que el ciclismo era un deporte de masas, después del fútbol y por encima del motociclismo, que desde 1946 a 1955 alcanzó grandes cotas de popularidad en nuestra región también en circuitos urbanos.
vuelta ciclista pasando por Figaredo en el año 1960
Mieres no sólo aportó al ciclismo regional su importante carrera, Ujo, desde el 18 de julio de 1947 gracias al entusiasta médico Julio Rodríguez Vigil, presidente de la Comisión de Festejos de Ujo, también ponía en marcha una prueba de carácter nacional, aunque la primera edición tuvo solo participación asturiana, venciendo Senén Mesa. En la segunda de 1948 ya participaron los ases nacionales alzándose con la victoria Delio Rodríguez, que en las llegadas al sprint era imbatible. Losa asumía igualmente la organización de la prueba. En los tres primeros años la carrera discurría entre Ujo-Pola de Lena-Mieres-Ujo. En la edición de 1950 se incluye la subida a Pajares. En Ujo es obligado recordar dos personas muy vinculadas al ciclismo local como Moratinos, ya antes de la guerra, Ricardo Luis Arias y el allerano Recaredo.
Vuelta ciclista a los valles mineros en 1984 a su paso por la hoy call Ramón Pérez de Ayala
Posteriormente surgiría la Vuelta a los Valles Mineros carrera de varias etapas, de la mano de otro entusiasta mierense Laudelino Trapiello, relevado después por Florín que venía a ser, salvando las distancias, el heredero de Losa en la organización de carreras en Mieres, reuniendo lo mejor del ciclismo español en cada año. Tres carreras de ámbito nacional y en algunos casos internacional que situaron a Mieres en lo más alto del ciclismo en España.
La vuelta ciclista a los Valles Mineros en la calle Manuel Llaneza
Retrocediendo en la historia del ciclismo en Mieres, la prensa regional ya en julio de 1911 informaba de una carrera ciclista que la "Sociedad de Festejos el Carmen" organizaba con motivo de las fiestas con un recorrido de 64 kilómetros de ida y vuelta Mieres-Collanzo (Aller). Los premios consistían en medallas de plata. El ingeniero de Fábrica de Mieres donaba un reloj de nácar y plata con su cadena y estuche al primer corredor mierense en clasificarse. Los derechos de inscripción importaban 3 pesetas "no reembolsables".
Un año más tarde -el 28 de junio de1912- se organiza la segunda edición en las mismas fechas e idéntico recorrido.
Carrera de bicicletas en los Pontones, Güeria San Juan de Mieres
Mieres ha sido siempre un concejo muy deportivo, los aficionados han vibrado en el fútbol primero con el Racing de Mieres de los tiempos de Ramonín Antuña, y el Caudal de la épica de Tarrasa, con los motoristas Benjamín Castaño, Honorino Fernández y la figura mierense, Manolo Mallo, campeón de Asturias en 1951 en la categoría de 125 centímetros cúbicos, o el nadador turonés Vitos. En hockey sobre patines Mieres tuvo asimismo un destacado protagonismo con El Club Patín Mieres, en primera línea de este deporte en España en 1978 con Visiola Rollán como principal promotor desde 1955. Pero indudablemente el ciclismo ha sido en el deporte de Mieres la seña de identidad más destacada en el pasado siglo gracias a sus promotores, Cilio, Trapiello y Florín en Mieres, Julio R. Vigil y Recaredo en Ujo y Javier Barros y Angelín Menéndez en Figaredo.
El mierense Benjanín Noval en la Vuelta a España del año 2008
FUENTE: 







No hay comentarios:

Publicar un comentario